Jueves, 20 junio 2019
  • Clima
    22° C
  • Clima
    22° C
BIENESTAR
03/06/2019
La otra cara del Garrahan: Funciona el microscopio HD alemán para hacer neurocirugías
La otra cara del Garrahan: Funciona el microscopio HD alemán para hacer neurocirugías
Es un equipamiento de primera línea que sirve para que los chicos que se operan tengan menos recidivas, es decir, menos chances de tener que volver a ser operados o que tengan secuelas posteriores, algo muy común en las neurocirugías.
Inaugurado el 25 de agosto de 1987, el Hospital de Pediatría "Prof. Dr. Juan Pedro Garrahan" es el máximo referente de la salud pública infantil de Argentina. Por año, allí se realizan aproximadamente 11.160 cirugías de las cuales 844 son neurocirugías a niños y niñas, que sufren enfermedades complejas: la mitad se trata de cirugías mayores como tumores, malformaciones vasculares y malformaciones congénitas; el resto son cirugías de mediana complejidad, pero que requieren de alta precisión.

Beatriz Mantese, jefa del Servicio de Neurocirugía, tiene 62 años y hace 28 que trabaja en el Garrahan. Fue ella quien le planteó a Kambourian la posibilidad de comprar este microscopio HD. "Lo bueno es que la institución nos escuchó y nos apoyó. Hoy podemos operar con casi una absoluta seguridad", dice Betty.

A su lado, Romina Argañaraz, neurocirujana y jefa de Clínica del Servicio, asiente y agrega: "Esto impacta de forma directa en la calidad de atención de los pacientes. Ahora podemos visualizar mucho mejor el margen entre un tumor y un tejido normal, ver con nitidez los vasos chiquititos, las arterias, que son las que tienen la sangre adentro ".

A la charla también se suma Amparo Sáenz, residente de Neurocirugía en el hospital desde hace cuatro años. La joven arrancó sus prácticas con el antiguo microscopio y ahora es testigo de la innovación. "Esta es una oportunidad única. Uno se forma mejor cuando tiene equipos de primera línea", dice con una sonrisa.

Así funciona el microscopio
-¿Este es el primer microscopio de estas características que hay en Argentina?
Beatriz Mantese: En el sistema público, sí. Es de origen alemán y es el más moderno que existe en la actualidad. En Argentina y en el Garrahan estamos operando como si estuviéramos en un hospital privado de Estados Unidos o de Europa. La institución apostó a la calidad.

Carlos Kambourian: Incluso teniendo otras necesidades, hasta quizás más prioritarias -como agregar camas al hospital- nos pareció que el servicio neuroquirúrgico necesitaba este avance y hacia allá fuimos. Por supuesto, sin descuidar el resto de las demandas.

-¿Cuánto costó?
Carlos Kambourian: Esto se compró con el presupuesto nacional que tiene el hospital. Además del microscopio neuroquirúrgico Leica (modelo MS30DXH), también se adquirió un neuronavegador Brainlab (modelo 18506D) y un sistema de videoendoscopía digital con captura HD. La valuación de los tres equipamientos de alta tecnología para intervenciones quirúrgicas alcanza los $ 10.000.000.

Romina Argañaraz: Lo bueno es que el microscopio tiene tres visores. Entonces, mientras operás, tenés más ayudantes que ven lo mismo vos. Incluso la instrumentadora, los circulantes y hasta el anestesiólogo ven la intervención en un monitor HD y, en cuanto aparece un sangrado, pueden transferirle sangre al paciente sin que vos tengas que pedírselo. La mejora es en todo sentido.
NOTICIAS DE INTERÉS
OPCIONES
COMPARTIR
TRANSFERIR
Escanea el código QR con tu móvil para visualizar la noticia.

Ampliar
WeekON Publicaciones WeekON Publicaciones
Cromavisión
WeekON Publicaciones
Olivia Pizza y Empanadas Bernal
WeekON Publicaciones
La Posada del Sol